España recibe el apoyo de Europol para luchar contra la delincuencia organizada

España recibe el apoyo de Europol para luchar contra la delincuencia organizada



España recibió el martes apoyo financiero de Europol para aumentar su capacidad de investigación contra lucrativas empresas delictivas organizadas transnacionales como el contrabando de drogas, la trata de personas y las armas de fuego ilícitas.

Todos los estados miembros de la UE están preparados para recibir dicho apoyo y la parte de España probablemente se desplegará en más de 20 operaciones activas que ya han dado lugar a numerosos arrestos e incautaciones.

Tanto la Policía Nacional como la Guardia Civil tienen derecho a recibir recursos y apoyo financiero de Europol, tal como se establece en los Planes de Acción Operativos de EMPACT.

EMPACT son las siglas de la Plataforma Multidisciplinar Europea contra las Amenazas Criminales. Está estructurado como un enfoque integrado de la seguridad interior de la UE mediante la consolidación de varios poderes policiales y judiciales para que funcionen como uno solo.

De este modo, la policía de toda la UE puede trabajar y formarse en conjunto para estructurar sus operaciones con la misma eficacia que los grupos de delincuencia organizada transnacional, que no se ven obstaculizados por las fronteras nacionales y las jurisdicciones territoriales.

Las prioridades de EMPACT van desde el desmantelamiento de las redes delictivas de alto riesgo, como la mafia y otras organizaciones delictivas de base étnica, hasta la lucha contra los ciberataques, la trata de personas, el tráfico ilícito de drogas y la explotación infantil.

Narcotraficante más buscado

Una de las investigaciones más recientes de España que resultó del apoyo de EMPACT llegó a un punto crítico en diciembre del año pasado, cuando un narcotraficante muy buscado fue arrestado en Barcelona gracias a un esfuerzo conjunto con la Gendarmería francesa, la Policía belga y la Administración de Control de Drogas de EE.UU.

En la operación, denominada MVRAND, resultaron detenidos de 11 ciudadanos españoles y seis marroquíes por delitos de narcotráfico y blanqueo de capitales.

La Policía también incautó cerca de un millón de euros en efectivo, diez vehículos de alta gama, un barco, relojes y joyas valoradas en más de tres millones de euros en la realización de las detenciones.

Se cree que uno de los detenidos es el cabecilla de la organización, presuntamente responsable de supervisar el tráfico de 4.300 kilogramos de hachís y más de 3.000 kilogramos de cocaína.

En otra operación, la policía española desmanteló lo que creen que es la red de distribución de cocaína más grande del continente.

La Operación MUSALA-IBIZA, llevada a cabo por la Policía Nacional con policías de Europa y América, puso fin a una operación de narcotráfico transnacional que abarcó nada menos que cinco países.

Ayer domingo, 9 de enero La Guardia Civil, con la colaboración de la OFAST de la policía francesa y la coordinación de Europol, desmanteló una organización que traficaba con hachís y marihuana y blanqueaba todo el capital obtenido de manera ilícita.

¿La joya de la corona de sus esfuerzos? Más de 2,5 toneladas de cocaína incautadas después de un año de investigar las operaciones de los traficantes.

España recibe el apoyo de Europol para luchar contra la delincuencia organizada