La Generalitat indemnizará a Ferrovial para poner fin al contrato con Salud

La Generalitat indemnizará a Ferrovial para poner fin al contrato con Salud

La consejera de Salud de la Generalitat de Catalunya, Alba Vergés, aseguró ayer que están «mirando alternativas» al contrato adjudicado a la empresa Ferroser (filial de Ferrovial), por valor de 17,6 millones de euros, para realizar el seguimiento de casos positivos de coronavirus en Catalunya.

En este sentido, reconoció que revertir este contrato «seguramente» tendrá una penalización, pero dijo que desconoce cuál será, y que la Generalitat deberá mirar administrativa y jurídicamente.

La consejera destacó que el lunes tuvo una reunión con el sector de la sanidad pública, tras las críticas surgidas por este contrato, que sirvió para «aclarar los roles» y el circuito establecido para seguir los casos, y añadió que la salud pública tiene la parte de responsabilidad principal.

«El circuito no me lo invento», señaló Vergés, que explicó que forma parte del plan diseñado por expertos que asesoran a la Generalitat y para reforzar la atención primaria, y subrayó que siempre que ha habido un malentendido el su teléfono ha sido abierto.

«Si genera inquietud en el sector, genera malentendidos, a mí no me importa decir: ahora estamos en otra situación diferente. Nos lo podemos replantear, podemos mirar otra manera de hacerlo, miramos esto. No me duele hacerlo, todo lo contrario».

Figuras jurídicas

Por su parte, el vicepresidente de la Generalitat, Pere Aragonés, explicó ayer que una posible indemnización para revertir el contrato del Gobierno a la filial de Ferrovial «dependerá de cuáles son las figuras jurídicas que utilicen», y garantizó que explicarán los detalles sobre el procedimiento con transparencia y siguiendo la normativa de contratación.

Lo dijo preguntado en rueda de prensa tras el Consejo Ejecutivo y, sobre si el presidente del Gobierno, Quim Torra, pidió que se revirtiera este contrato.

Aragonés replicó que se trata de una «preocupación compartida por el conjunto del Gobierno».

La consejera de Presidencia y portavoz del Gobierno, Meritxell Budó, coincidió en señalar que ésta ha sido una «preocupación general de todo el Gobierno» y recordó que trabajan para poder revisar y repensar esta contratación ante la inquietud generada en el sector sanitario.

Búsqueda de alternativas

«Esta decisión se está revisando, y se tendrá con mucha probabilidad de corregir o buscar alternativas», agregó la portavoz del Gobierno, que incidió en que están estudiando de qué manera se puede revertir este contrato, que ha generado críticas del sector sanitario y también de grupos de la oposición.

Preguntada por medidas compensatorias a profesionales sanitarios por su trabajo durante la pandemia, Budó concretó que el Gobierno aún está trabajando en este asunto: «Cuando haya una propuesta en firme, la comunicaremos», y garantizó que está trabajando para hacer la mejor propuesta.

El PPC solicitó ayer la comparecencia de la consejera Vergés, ante la comisión de Salud del Parlamento para que dé explicaciones por haber «contratado a dedo» Ferrovial para externalizar el rastreo de los contagios de Covid-19.

El presidente de Cs en el Parlamento, Carlos Carrizosa, acusó al Gobierno de hacer un «contrato opaco y a dedo» del servicio de rastreo de casos positivos de Covid-19 a la filial de Ferrovial, y atribuye la voluntad del Gobierno de revertir el contrato a las críticas del sector sanitario.

La Generalitat indemnizará a Ferrovial para poner fin al contrato con Salud