El Tribunal Supremo delibera hoy sobre la exhumación de Franco

El Tribunal Supremo delibera hoy sobre la exhumación de Franco

La sección cuarta de la sala contencioso-administrativa del Tribunal Supremo delibera hoy a partir de las 10:00 sobre la exhumación de Francisco Franco del Valle de los Caídos.

Los seis magistrados tendrán sobre la mesa el recurso de la familia del dictador que se opone a la decisión del gobierno de trasladar los restos mortales en el cementerio de El Pardo.

El Supremo suspendió cautelarmente la exhumación pocos días antes de la fecha prevista, el 10 de junio de 2019, en espera de analizar a fondo el recurso de la familia.

Los descendientes del dictador insisten en llevarlo a la cripta de la catedral de la Almudena, situada en el centro de Madrid.

Así pues, la sala presidida por Jorge Rodríguez Zapata deberá decidir si autoriza la exhumación y fijar el destino de los restos.

La previsión es que los magistrados voten y decidan hoy, pero fuentes jurídicas no aseguran que la decisión no se pueda alargar. Colectivos de Memoria Histórica, bajo el lema #NiValleNiAlmudena, han convocado una concentración ante el tribunal a las 11:00 para reclamar la exhumación.

Aparte el recurso de la familia, la sala también deberá pronunciarse más adelante sobre los recursos de la Fundación Francisco Franco, la Asociación de la Defensa del Valle de los Caídos y la comunidad benedictina, que se resolverán de acuerdo con la decisión de hoy.

Un proceso largo

El ejecutivo español comenzó los trámites de la exhumación el 24 de agosto del año pasado.

Hacía poco que Pedro Sánchez había llegado a la Moncloa, tras ganar la moción de censura.

El Consejo de Ministros aprobó un Real Decreto para cambiar el texto del artículo 16.3 de la ley de Memoria Histórica e indicó que sólo podían estar enterrados en el Valle de los Caídos personas que hubieran muerto en la guerra de 1936-1939.

Una semana más tarde, emprendió un procedimiento administrativo para exhumar a Franco, en cumplimiento de este cambio.

Aunque se esperaba que el procedimiento fuera más rápido, se fue retrasando. el gobierno alegaba que había que ser ‘garantista’ en todo momento, por lo que daba opción a la familia y a los otros actores implicados para que presentaran las alegaciones que consideraran oportunas.

El 15 de febrero de este año, el Consejo de Ministros español consideró terminado este procedimiento y ordenó la exhumación de Franco del Valle de los Caídos.

Tal como establece el procedimiento administrativo, debe ser la familia la que -de manera conjunta- comunique al gobierno donde quiere inhumar los restos del familiar.

Los descendientes del dictador insistieron en llevarlo a la cripta de la catedral de la Almudena, donde ya está enterrada su hija, Carmen Polo.

El ejecutivo de Sánchez se opuso

Adujo un informe de la delegación del gobierno español en Madrid que exponía que implicaría ‘riesgos evidentes para la seguridad y alteración del orden público’ y, además, que contravendría la ley de memoria histórica porque permitiría la exaltación de un dictador en un espacio público.

El gobierno pidió a la familia que propusiera otro lugar que cumpliera los requisitos legales.

Finalmente, como no lo hizo, el 15 de marzo el Ejecutivo anunció que que sería en el cementerio de Mingorubio, en El Pardo, donde ya hay un panteón familiar y está enterrada la esposa, Carmen Polo. Y fijó la fecha del 10 de junio.

La familia Franco presentó un recurso contencioso-administrativo en el Tribunal Supremo, en el que pide -aparte de no permitir la exhumación- que la detenga como medida cautelar hasta que los magistrados no hayan resuelto sobre el fondo de la cuestión.

El Supremo aceptó la medida cautelar para evitar el perjuicio de sacar los restos y tener que devolverlos al Valle de los Caídos.

El Tribunal Supremo delibera hoy sobre la exhumación de Franco

1 Comentario

Comments are closed.