Trump se salta la cuarentena para saludar a los simpatizantes desde el coche

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se ha saltado la cuarentena este domingo, al salir del hospital militar Walter Reed para saludar por sorpresa desde un coche los simpatizantes que se congregaban en los alrededores del recinto.

Con mascarilla y las ventanas cerradas, Trump ha aparecido en uno de los coches blindados de la comitiva presidencial y ha saludado el grupo de simpatizantes que portaban pancartas de apoyo al presidente.

Su breve salida obligará los agentes de los servicios secretos que la acompañaban a hacer una cuarentena de 14 días.

Mientras tanto, el presidente estadounidense continúa ingresado en este hospital de Bethesda, en las afueras de Washington, para seguir el tratamiento contra la Covid-19, a la espera de que le den el alta este lunes.

Los médicos que le atienden aseguran que su evolución es positiva, a pesar de la confusión que ha habido sobre su estado de salud real.

La salida en coche de Trump no se anunció y al grupo de periodistas de la Casa Blanca que hacía guardia en el hospital tampoco se les había avisado con antelación.

Pero, por Twitter, como hace habitualmente, anunció poco después de las cinco de la tarde que haría una «pequeña visita sorpresa a algunos de los patriotas que están en la calle, que hace mucho tiempo que están, con pancartas de apoyo a Trump y que aman su país».

«Ha sido un viaje muy interesante, he aprendido mucho sobre la Covid. Lo he aprendido yendo a la escuela de verdad. Esta no es una escuela de leer libros. Lo he aprendido y lo he entendido».

Trump dijo que en su estancia en el hospital «ha tenido ocasión de encontrarse con soldados y personal de emergencias», aunque un enfermo de Covid debería estar en aislamiento total.

irresponsabilidad escandalosa

El médico responsable de los residentes del hospital Walter Reed, James Philips, ha criticado duramente la decisión de Trump de salir del hospital:

«La irresponsabilidad es escandalosa. Lo siento por los agentes del servicio secreto que se han visto forzados a participar».

«Todas las personas que estaban en el vehículo en esta completamente innecesaria vuelta presidencial deben hacer una cuarentena de 14 días. Se pueden poner enfermos. Pueden morir. Por un teatro político».

El hecho de saltarse la cuarentena, con su vuelta en coche, le ha provocado innumerables críticas de personalidades de Estados Unidos, como la del escritor Stephen King, que ha asegurado que Trump ha puesto en riesgo la vida de los agentes del servicio secreto personal que iban con él en el coche.

«Vidas en peligro por una iniciativa publicitaria. Tendrán que hacer 14 días de cuarentena, según los médicos», dijo King.

Trump se salta la cuarentena para saludar a los simpatizantes desde el coche